El mayor regalo


El Mayor Regalo es una gran película que nos cuenta historias reales de perdón y reconciliación.

Tenía una gran expectación por conocer lo que había hecho su director y protagonista, Juan Manuel Cotelo, con la participación de Irene Villa, pero me quedaba corta. Esta película ofrece un mensaje potente a través de unos testimonios valientes y conmovedores.

No es un documental al uso, como se cataloga, no es una cinta meramente descriptiva de los hechos, sino que tiene una historia, un argumento propio, y entrelaza los testimonios personales dentro del guión. Un director de cine presenta a los medios su última película, un western, y explica a los periodistas cómo fue cambiando el guión para que no terminara en un duelo de vaqueros, para ofrecer algo nuevo a la esperada venganza.

El argumento es un tanto simple, pero resulta simpático, contado en clave de humor y sirve de nexo para presentar unas historias reales espeluznantes y emotivas, que son sin duda lo más relevante de la cinta. Sus protagonistas son personas anónimas convertidos en héroes, personas que han vivido auténticas tragedias y han conseguido salir adelante con alegría. En España tenemos a nuestra querida Irene Villa, conocida por todos, pero también cuenta con testimonios admirables de personas por todo el mundo.

Se adentra en el corazón de los mayores conflictos que hemos vivido el siglo XX: la ETA, el Ira, las FARC en Colombia o el genocidio de Ruanda. Y ofrece como nadie una receta para evitarlos y para poder vivir en paz, a través del corazón humano y con una gran visión sobrenatural, contando con la ayuda de Dios y de la Virgen María.

Cotelo el director no es Clint Eastwood, pero es un cineasta conocedor del poder transformador de la imagen y valiente para contarlo. Desde aquí le felicito porque sus películas son auténticos legados y lecciones de vida para todos.

Todos tenemos rencillas con alguien, cosas que perdonar y por las que pedir perdón. Pues cuanto antes lo hagamos, más felices seremos y mejor viviremos todos, el ofensor y el ofendido, verdugos y víctimas. Porque esta cinta es también una llamada a la acción, al cambio personal. Y nos afecta a todos en los conflictos cotidianos, pero muy especialmente a los dirigentes políticos y líderes sociales. Tal vez un mensaje un tanto ingenuo, dirán algunos, y con bastante razón, pero el mundo es de los que sueñan en grande.

Como anécdota, es bueno saber que La película se ha financiado a través de crowdfunding, es decir, de aportaciones y donativos de particulares, entre ellos el del empresario Antonio Torres, que incluso tiene un cameo como cowboy.

Una cosa queda clara en la película: el poder sanador de perdonar y de pedir perdón, ambas cosas hechas desde el corazón. Una buena película, según el criterio de Garci, de las que sales del cine queriendo ser mejor persona. Vayan a verla con sus padres, con sus hijos. Verla es un regalo, como dice el título, el mayor regalo.

Aquí os dejo el trailer que vale más que mil palabras:

https://m.youtube.com/watch?v=-dT14yGj5bI

Advertisements
This entry was posted in Cine and tagged , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s