El nombre (Le prénom)


Los directores de esta obra teatral Le prénom, Matthieu Delaporte y Alexandre de La Patellière, se han encargado también de adaptar el guión para la gran pantalla de esta comedia de enredos a la francesa. Tras una pequeña presentación de los personajes por las calles de París, el resto de la trama se desarrolla en el salón de la casa de Elisabeth (Valérie Benguigui) y su marido Pierre Charles Berling, al estilo de “La cena de los idiotas”.

Esa noche han preparado una cena especial. Los invitados son su hermano Vincent (Patrick Bruel), su mujer Anna (Judith El Zein) y un amigo de toda la vida Claude (Guillaume de Tonquedec). Y ya se sabe, una reunión familiar puede ser lo más divertido del mundo o convertirse en una verdadera pesadilla. Esa noche va a pasar de todo: bromas, regalos, enfados, antiguos rencores y alguna sorpresa.

Patrick Bruel (Vincent) y Charles Berling (Pierre)Vincent es un ejecutivo del negocio inmobiliario, y está esperando su primer hijo. Lo primero es ponerse al día, y la conversación se centra en el embarazo de su mujer, el sexo del niño y claro, el polémico nombre que han elegido, Adolf. Esto provoca la ira de sus familiares, que ven en ese nombre una alusión al dictador Hitler. Todo deriva en una serie de discusiones sobre la conveniencia de dicho nombre, si es algo a elegir exclusivamente por los padres, si los familiares deben opinar o si una decisión privada y personal puede influir en la vida pública.

Te ríes bastante y el guión tiene sorpresas. Sin embargo, puede provocar un poco de claustrofobia, sin salir del salón, con los mismos personajes y con unas situaciones y conversaciones algo cargantes sobre el significado de las palabras y sus connotaciones. Las discusiones y prototipos son los típicos de todas las familias: el egoísta, el tacaño, la sacrificada, el afán de protagonismo. El guión gana bastantey se luce gracias a las buenas interpretaciones de los protagonistas.

La moraleja es clara: No hay que tomarse las cosas a la tremenda, hay que saber perdonar y admitir nuestros defectos y los de los demás. Al fin y al cabo, la familia es lo mejor que tenemos para compartir la vida, los malos ratos y sobre todo los buenos momentos.

En resumen, una historia divertida sobre la familia, la amistad y la paternidad, donde la mejor receta es la de poner cariño y añadir grandes dosis de humor. Por cierto, los créditos de esta película sólo incluyen los nombres, sin ningún apellido del equipo ni del reparto. Curioso. Aquí tenéis el trailer.

Advertisements
This entry was posted in Cine and tagged , , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s