Coaching “Aprende a ser feliz”


Esta tarde me han invitado a un curso intensivo de “Cómo ser feliz” que impartía la empresa de coaching ConFluir en un hotel de Madrid. Isabel y Montse son dos mujeres decididas, preparadas y emprendedoras que se han asociado para este proyecto.

Al principio lo piensas, y dices: “¿Cómo que ser feliz? ¿Qué me van a contar a mi? o ¿es que acaso no lo soy? Pero luego dejas de lado esas tonterías y dices: “Venga, es el objetivo de absolutamente todo el mundo, ¿cómo no pasar un par de horas hablando de algo tan esencial? Total que ahí me he presentado, y aunque no me han descubierto nada nuevo, hay obviedades que siempre viene bien recordar y su método tan americano es divertido. Resumo lo más relevante:

¿Qué es la felicidad? ¿Nace o se hace?

Un 40% procede de la herencia genética y la niñez (hasta los 8 años aproximadamente).

Las condiciones externas de vida, las circunstancias, aportan entre un 7 y un 12%.

Lo que elegimos, las aficiones y sobre todo las personas con las que queremos estar, suponen el 50% restante.

Antes de seguir, hay que tener claro que esto pasa después tener cubiertas las necesidades básicas que son: casa, comida y abrigo. Si no, la energía se centra en lo que más necesita para continuar la pirámide de necesidades.

Por tanto, la felicidad depende de cada uno. La mitad de los factores los  elegimos directamente, y el resto los podemos adaptar. La mente es plástica, se regenera y todo puede cambiar. Pero ¿cómo puedo cambiar la mente?

  1. Con medicación y pastillas. Tiene algún inconveniente, como que puede crear adicción y al dejar de tomarse, suele volver el estado inicial.
  2. Con Deporte, que genera sustancias químicas como endorfinas y dopaminas. También cuenta bailar.
  3. Con Meditación, que nos ayuda a enfrentar la realidad con equilibrio.

El resto se trata de “gestionar” las emociones, no de “controlarlas”, que luego salen como una olla a presión, en respuesta a la “represión”.

¿Qué necesitas para ser feliz? Si tienes claros tus objetivos ya tienes la mitad del camino recorrido. La otra mitad es la acción, dirigirnos hacia ellos. No basta con conocer nuestros deseos, debemos luchar por ellos con constancia. Eso suele suponer enfrentarse a los miedos, la incertidumbre, la inseguridad, la ansiedad. Y el secreto, enfocar siempre en lo positivo, mirar siempre el lado bueno, mantener una actitud de apertura y buena predisposición. Así todo sale mejor y más rápido.

La conclusión es que la felicidad es, sobre todo, una cuestión de actitud, y no sólo una meta. También hay que disfrutar del camino cada día. Pon música motivante, haz ejercicio, escribe todo lo bueno que tienes y prepárate para dar lo mejor de tí. Yes, you can.

Más información en:

Advertisements
This entry was posted in Good news and tagged , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s